DRENAJE LINFÁTICO

Tipo de masaje, suave y ligero, que se aplica sobre el sistema circulatorio.

Su objetivo es movilizar los líquidos del organismo para favorecer la eliminación de sustancias de desecho. El drenaje linfático contribuye en acelerar la curación de los tejidos, evita la producción de edemas, reduce la inflamación y el dolor, y favorece el proceso de cicatrización.

Indicaciones: retención de líquidos, problemas circulatorios, fatiga de piernas, problemas de cicatrización, celulitis, etc.